Overblog
Edit post Seguir este blog Administration + Create my blog
26 mayo 2012 6 26 /05 /mayo /2012 19:36

 

 

 

Los daños fisiológicos han sido valorados por la Técnico de Prevención de Riesgos Laborales Elisa Boberg, estimando:

- La tensión emocional aumenta el riesgo de infarto de miocardio.

- Subidas bruscas de tensión, con riesgo de accidente vascular.

- Agravamiento de la diabetes.

- Reduce la producción de andrógenos y estrógenos así como el interés sexual.

- Inhibe el sistema inmune, lo que puede propiciar el desarrollo de enfermedades como el cáncer.

- Estimula comportamientos poco saludables: tabaco, alcohol, anorexia…

Con respecto al entorno social las víctimas se tornarán muy susceptibles, hipersensibles a la crítica, desarrollarán desconfianza y aislamiento, evitación, retraimiento, o agresividad y hostilidad como manifestaciones antisociales.

La vertiente laboral se afectará de malestar en las relaciones laborales, pérdida de ilusión e interés por los proyectos comunes, accidentabilidad por negligencias o descuidos; se produce un lento deterioro de la confianza en sí misma y en sus capacidades profesionales por parte de la víctima; la víctima deberá cargar también con la estigmatización social en los sectores de actividad laboral próximos. Y también la empresa se verá afectada en su reputación por no atender y gestionar debidamente un problema de magnitud tal. En muchos casos, el mobbing persiste incluso después de la salida de la víctima de la empresa, con informes negativos o calumniosos a futuros empleadores, eliminando así la futura empleabilidad de la víctima, esto supone en realidad un mobbing doble.

La vertiente familiar se verá afectada de agresividad e irritabilidad , desplazamiento de las responsabilidades y compromisos familiares, trastornos médicos y psicológicos en otros miembros de la familia, y afectación de la afectividad y sexualidad que puede devenir incluso en separación matrimonial. Desarrollo de la culpabilidad en la víctima, la propia familia suele cuestionar su comportamiento, y así la víctima llega a verse en la creencia de haber cometido verdaderamente errores, fallos o incumplimientos.

Iñaki Piñuel sugiere para romper el círculo del “mobbing” que lo primero que hay que hacer es que la persona se convenza de su propia inocencia. No ha hecho nada para merecer eso. Tiene que hacer frente a la situación utilizando una estrategia inteligente y asertiva; deberá buscar apadrinamiento entre las personas del entorno, algo difícil porque los compañeros son testigos mudos de lo que pasa; y actúan como si no fuera con ellos, como si en realidad no les afectara. La víctima tiene que lograr el apoyo de la familia, de la pareja. La relación de pareja puede entrar en crisis porque la irritabilidad que provoca el acoso se proyecta sobre el cónyuge y sus hijos y porque el desconocimiento del tema por parte de la pareja produce una segunda victimización en casa:

 “Algo habrás hecho”. Es muy importante la asistencia psicológica especializada, y es muy difícil para la persona salir por sí misma adelante. La recuperación definitiva de la víctima suele durar años y, en casos extremos, no se recupera nunca la capacidad de trabajo.

Fundamentalmente lo que la víctima va a necesitar, dado lo vulnerable de su posición, es ayuda y justicia, comprensión, afecto, consejo; su salud se verá tanto más afectada cuanto menos apoyos reales tenga en el ámbito laboral, social y familiar. De todo esto se infiere que un caso de acoso laboral no afecta solo a una persona sino que tiene trascendencia social, pues igualmente se ven afectados la empresa, los compañeros, amigos y familiares. Pero de todas formas las consecuencias son devastadoras para la víctima, quien se pregunte que por qué no abandona su puesto de trabajo, que se responda si él mismo lo haría, es su trabajo, su realización personal, la víctima disfruta con su trabajo lo que se le hace irrespirable es la energía negativa que proviene de parte del@ acosador@. Los tentáculos del acosador@ llegan igualmente a afectar a la víctima de forma profesional, quienes no conozcan el caso pueden llegar a dudar de la víctima, incluso si conocen a la víctima dudarán, por lo que esta se ve afectada profesionalmente, no solo en su crédito personal sino también profesional. A raíz de aquí posiblemente la víctima empeore profesionalmente o se estanque cuando menos confirman los estudios de Knorz y Zapf; y no hay que olvidar que la víctima por fuerte que sea se ve disminuida en su proyección social y por ende laboral, le falta realmente confianza en sí misma y el mercado laboral marca tendencias muy agresivas; todo esto se traduce en una exclusión del mundo laboral. Un profesional cualificado o no, con una amplia experiencia en su sector se encuentra que tiene que empezar de cero pero, por lo general, en los cuarenta de su vida, lo que se empeora a medida que avanza en edad.

También hay que tener en cuenta que generalmente las víctimas de acoso laboral superan los cuarenta con lo que eso conlleva, dificultad para una reubicación por los problemas de empleo que España tiene pre, crisis, y los tendrá post-crisis con mucha probabilidad, la víctima tiene lo que vulgarmente se dice “plomo en las alas”, su padecimiento ha disminuido sus fuerzas, pese a que es joven, no tiene ya la fuerza -más psicológica que física- con la que contaría de no haber estado sujeta a este padecimiento; además se hace más vulnerable, no débil, pero sí es cierto que sí más vulnerable, le afectan más las cosas y se enfrenta a ellas con disminución en sus fuerzas. Estamos pues ante lo que Leymann y Gustafsson en 1996 definieron como Síndrome de Estrés Postraumático SSPT que es padecido por la víctima a causa del acoso, siendo estás generalmente mayores de cuarenta años, infrecuentemente menores a esta edad.

 

MCarmen Calderón Berrocal, artículo completo publicado en Prevention Wordl

 


Compartir este post
Repost0
Published by MCarmen CB - en Psicosociología

Presentación

  • : El blog de MCarmen CB
  • : Ciencias humanas, Historia y Patrimonio documental, Archivística,Gestión documental y Ciencias y Técnicas Historiográficas y Documentales, Prevención de Riesgos Laborales.
  • Contacto

  • MCarmen CB
  • Archivística y gestión documental, Arqueología, Prehistoria, Historia Antigua, Medieval, Moderna, Contemporánea, Historia de América; Arte, Literatura, Investigación, Paleografía, Diplomática, Prevención de Riesgos Laborales; Patrimonio Docu
  • Archivística y gestión documental, Arqueología, Prehistoria, Historia Antigua, Medieval, Moderna, Contemporánea, Historia de América; Arte, Literatura, Investigación, Paleografía, Diplomática, Prevención de Riesgos Laborales; Patrimonio Docu

Enlaces